Lupita Jones Piensa Demandar a Televisa por Despido Injustificado

Luego de haber trabajado por cerca de 23 años en Televisa, Lupita Jones, exMiss Universo 1991, se encuentra analizando la posibilidad de demandar laboralmente a la empresa de San Ángel, debido a que se niega a indemnizarla conforme a la ley.

Y es que en diciembre del año pasado, la cúpula de la televisora decidió ya no seguir adelante con el certamen Nuestra Belleza México debido a que ya no les era rentable. Esto aunado a que había muchas quejas de los malos manejos que Jones tenía sobre el concurso.

Tomada la decisión, en el mes de abril se le anticipó a Jones que Televisa ya no estaba interesada en el certamen para el 2017, y le pidió que fuera desalojando las oficinas e instalaciones que tenía destinados para esa área, pues ya no sería necesario seguir ocupándolas.

La peor noticia para Jones no fue que el concurso bajo su dirección haya sido cancelado, sino que Televisa además le haya rescindido su contrato de exclusividad, lo que generó la preocupación de la ExMiss Universo, pues de la noche a la mañana se quedó sin nada.

Insistiendo que quería hablar con los más altos ejecutivos para aclarar las cosas, Jones hizo antesalas durante una semana, hasta que al personal de seguridad de la televisora se le indicó que se le negara el paso, además de que al área de intendencia se le ordenó que sacara todas sus cosas de las instalaciones de Televisa.

Tras ese duro frentazo, Lupita Jones por fin cayó en cuenta que su ciclo en Televisa ya había terminado, y queriendo salir en los mejores términos, comenzó ha gestionar que Televisa la liquidara conforme a la ley, luego de haber trabajado para el consorcio poco más de 23 años consecutivos.

Si bien el jurídico de Televisa no se ha negado a entregarle un finiquito, éste no corresponde a lo que exige Lupita Jones, pues la empresa alega que ella estaba contratada bajo la figura de prestación de servicios, y no como asalariada, pues ella colaboraba para la marca Nuestra Belleza México, propiedad de Televisa.

Lo que sí tenía en sus manos Jones, era el permiso y reconocimiento de la organización Miss Universo para ostentarse como la entidad representativa de la delegación mexicana, misma que a su vez, estaba permisionada a la marca Nuestra Belleza México.

Calculando que su liquidación podría rebasar los 10 millones de pesos, Jones ha tratado de negociar con Televisa bajo ese monto una suma razonable, pero la empresa se ha negado tajantemente a ofrecer un total medianamente cercano a lo que exige.

Agotándosele la paciencia, se sabe que Jones ya alertó a sus abogados para demandar a Televisa en los próximos días ante la negativa de la empresa de llegar a un acuerdo justo, aunque eso le implique años de litigios y presiones, tal y como lo sabe hacer el consorcio de San ángel para debilitar a sus exempleados que ha corrido de mala manera.