Jorge D’Alessio y Matute Pierden Apoyo de Televisa

Después del ridículo que Jorge D’Alessio y su Grupo Matute orquestaron en la celebración del centenario del Club América al plagiar su himno conmemorativo, la predilección que tenían los ejecutivos de Televisa para con ellos se esfumó, justo cuando la banda ochentera estaba a punto de alcanzar el máximo tope en su corta carrera.

Y es que a pesar de que Jorge D’Alessio al ser hijo de dos grandes famosos de la farándula siempre quiso incursionar en el mundo artístico, su carrera en ese ámbito despegó ya muy tarde debido a las complicadas historias que tuvieron sus progenitores cuando él era adolescente, y aún, adulto.

No fue después de muchos fracasos e intentos en el mundo de la música bajo el género rap, que en 2007 y a los 33 años de edad, a Jorge D’Alessio se le ocurrió formar un grupo rockero conformado por amigos suyos involucrados en el ambiente, la cual originalmente no tenía la intensión de tocar exclusivamente covers en inglés y en español.

Tras un comienzo difícil entre telonéos y presentaciones en antros de poca monta, el grupo comenzó a cobrar notoriedad cuando decidió finalmente conformarse como una banda temática de los ochenta, la cual interpretaría canciones gloriosas de esa época.

Después de sacar un disco de forma independiente sin mucho éxito, en 2012 D’Alessio logró un convenio con un establecimiento para hacer una tocada ochentera durante todos los sábados, lo que finalmente los catapultó como la banda Matute que se hiciera famosa en los años posteriores.

Con los éxitos pronto llegaron las propuestas para grabar otro disco, estrictamente bajo el perfil ochentero, como también las amistades influyentes y famosas, donde se encontraba el mismo presidente de contenidos de Televisa, José Bastón, quien se declaró fan de Matute, y mismo que invitó a la banda para que tocara el día de su boda con Eva Longoria.

Para 2015, D’Alessio inaugura un Piano Bar en una zona exclusiva de la Ciudad de México, donde a la par de ser un negocio redituable, se convirtió prácticamente en un centro de reunión de varios artistas y cantantes de moda, y que le sirvió a Jorge para afianzar más amistades y relaciones públicas.

Todo iba extraordinariamente hasta que el pasado mes de octubre, Pepe Bastón recomendó a D’Alessio con Ricardo Peláez para que la banda hiciera el himno de los cien años del equipo América, lo cual fue todo un escándalo, pues resultó muy similar al del equipo Sevilla, y mismo que la prensa especializada calificó como un vil plagio.

Luego de burlas, críticas y hasta amenazas de muerte, D’Alessio siempre negó que se hubiera tratado de un plagio, sin embargo, ejecutivos de Televisa y el América se mostraron furiosos con el engaño, y de inmediato retiró el himno de sus plataformas y se deslindó de cualquier responsabilidad legal al respecto.

Tras darle la espalda a D’Alessio y dejarlo prácticamente a su suerte tras las posibles demandas legales en las que insinuó entablar el Club Sevilla contra los responsables, Jorge intentó contactar a sus amigos de Televisa, y en particular a Pepe Bastón, pero su pedida de auxilio fue inútil, ya que todos lo desconocieron después de que había puesto en ridículo a la empresa y a su equipo de futbol.

Pero si la decepción provocó que los altos mandos perdieran el interés de seguir apoyando a Matute, la situación para el grupo se tornará mucho más crítica, ya que la banda pretendía iniciar una gira internacional a mediados de este mes de noviembre, la cual arrancará en el Auditorio Nacional.

Con la nueva situación por la que atraviesa el Grupo Matute, la incertidumbre corroe a sus integrantes, pues más allá de que ahora existe la duda de si podrán llenar el Auditorio Nacional sin el apoyo y promoción de Televisa, lo más duró estará por venir ya que sin el respaldo de la televisora, la cancelación de fechas pareciera inminente, y junto con ellas, el declive de la Banda Matute.

Facebook Auto Publish Powered By : XYZScripts.com